jueves, 3 de junio de 2010

BLOGUEANDO CON GATOS


O más bien con mis dos gatas: Canela, también conocida como “La cazadora de palomas” y su hija Taca, “La gata voladora”. La actividad de bloguero, y yo dedico a ella muchas horas a la semana, puede parecer una ocupación muy solitaria: sólo frente al ordenador hasta muy tarde en la noche o muy temprano en la mañana. Pero como podéis ver, en mi caso no es así.



Image and video hosting by TinyPic

CANELA

Image and video hosting by TinyPic

TACA

14 comentarios:

  1. Casualidades de la vida asemejan las cosa i estas a la vez a las personas o su modo vivencias me a echo mucha gracia lo de los gatos porque aparte de ser un enamorado i defensor de los mismos se da la casualidad que mi gato de nombre PERLA hace lo mismo que los tuyos en mi mesa de trabajo o en el laboratorio algún día le dejare la cámara a ver que me trae un saludo
    VALENTI FAINE

    ResponderEliminar
  2. Paco, yo creo que en realidad algunas entradas las redactan ellas.

    Siempre he pensado que las personas que tienen gatos tienen un punto de sensibilidad extra, independientemente de su aspecto exterior., el día que os encontré en el facebook a ti, a Ricardo y a Paco paredes hablando de los respectivos, me termine de convencer.

    Nos vemos.....

    ResponderEliminar
  3. Os dejo un link donde podreis ver que los gatos ya se han hecho fotografos:
    http://www.mr-lee-catcam.de/

    Felicidades Paco por tu estupendo blog, al que sigo a través del Google-Groupe y que me gusta muchíssimo. Sobretodo la secció "Fotos desde mi ventana".

    Markus

    ResponderEliminar
  4. Anónimo3/6/10

    uff...con la peste que da la orina de gato...
    ¿cómo lo combates?

    ResponderEliminar
  5. Empecé mal el día pero has conseguido que me ría con esta entrada...
    Amigo Paco, a ver cuando me presentas a tus gatas.
    Firmado, El Gato Felix

    salut!!!

    ResponderEliminar
  6. A mi me pasa lo mismo. La tableta gráfica parece tener magnetismo y su lapiz no veas la de mordiscos que lleva. Además les pongo vídeos de pájaros y ratones de youtube y se ponen como motos.

    Aprovecho este post para recordar que existen muchísimos gatos esperando una adopción en casas de acogida:

    http://zaragatos.wordpress.com/


    Anónimo, si no estresas al gato el meará en la arena, que si es de buena calidad no da olores, más aún si el gato está castrado.

    ResponderEliminar
  7. querido sobrino.
    mis gatos hacen lo mismo, por lo que he tenido que poner fundas lavables a los cojines, a los teclados y a las impresoras.
    mi despacho parece el saloncito de la tieta maria, y es que ahora tengo: dos gatos "mios","Petuniiii" y Montserratetaaa", tres gatos semi salvajes a los que alimento y tambìen se cuelan a dormir o a guarecerse en casa.
    y ahora el gato de mi nuevo vecino, que me ha elegido como su ama, y tambièn esta instalado en casa. ademàs tiene otitis y su dueño tiene que venir 2 veces al dia a curarlo a casa. Es horrendo, el pobre, y le llamo "draculiiiin-lin-lin"
    soy su esclava. solo piensan en comer, dormir, tomar el sol etc...soy su puta esclava.
    menos mal que mis perros "Blas" y "Flora" me aman con locura, si no, estaria deprimidìiiisiiima.
    Bon dìa.
    lacola

    ResponderEliminar
  8. Claudia Martí3/6/10

    M'encanten les teves gates Paco!!!! :)

    ResponderEliminar
  9. Bonita entrada, pero la respuesta de Colita tampoco tiene desperdicio. Por mi parte, sigo sin gato. Miau.

    ResponderEliminar
  10. carmen3/6/10

    Preciosas las gatitas, yo he tenido gatos y perros el último gato se me murio a los 16 años no hace mucho y aún noto su ausencia...es verdad cuando te ponias delante del ordenador el se subia encima..quien sabe quizas nos entienden mejor ellos a nosotros que al reves, siempre saben lo que tienen que hacer para que les hagas caso y acabas obedeciendo....será ese run run que nos hipnotiza.

    ResponderEliminar
  11. En casa tengo una gata a la cual llamo gato. Pereza en ponerle un nombre, quizás.
    Las mañanas, que la calle no me llama, suelo sentarme temprano delante del ordenador. Ella se acerca tímidamente hasta que encuentra su rincón, siempre cerca de la estufa de leña. En estas latitudes hace un frio que pela y la estufa humea constantemente.
    La gata en si no me hace mucho caso. La llamo y no viene. A veces, sin llamarla se acerca. Siempre cuando ella quiere.
    Esta actitud de las gatas suelo compararla con la de algunas mujeres.
    -Cof, cof- tos provocada por la comparación y la bien segura ganada reprimenda feminista, por mi comentario.
    Un abrazo
    Por cierto bonitas no juegan tus gatas con ese lio de cabes que hay detrás de la CPU.

    ResponderEliminar
  12. Creo que los gatos se adaptan muy bien a los fotógrafos, o más bien viceversa: individualistas, no tienen horario fijo, dan cariño cuando quieren ellos y no cuando se lo pieden, vienen cuando les da la gana y no cuando les llaman, no hay que sacarlos a pasear a la calle, etc, etc.
    Valenti y Nati, no sé si eso proviene de un punto de sensibilidad extra. Nati, nos vemos el lunes.

    Markus, compartimos la afición por las bicis aunque yo en plan más urbanita. Lo de los gatos fotógrafos es alucinate, eso sólo demuestra, cada vez más, que todo el mundo toma fotos. Y muchas gracias por tus comentarios, en especial sobre “Las fotos desde mi ventana”. Algo haré con este proyecto. Ya te enterarás.

    Anónimo, como se nota que no tienes gatos. Larraz ya te lo ha explicado muy bien. En casa, su cajón de arena está colocado en un patio interior, independiente del piso, y siempre hacen sus necesidades ahí. No hay ningún olor .

    Gato Felix, me alegro de haberte alegrado el día, aunque sea un poco.

    Querida tía Colita, conozco muy bien tu “zoológico” particular porque he estado muchas veces en tu casa. Si estuvieras en Venecia sería el Arca de Noé.

    Gràcies Claudia. Com es presenta el final de curs?

    Carmen, opino como tú, nos entienden muy bien. Y el run run es irresistible.

    Jan, yo tuve un gato muchos años que se llamo Nosé, o sea como tú.
    Yo iría con cuidado con tus comentarios. Mira lo que me pasó a mí por lo de la calceta.
    Si que tengo un buen lío de cables, pero mis aristocráticas gatas persas ni los tocan. Tuve un siamés que se pasaba el día enredado en ellos. Tenía que tener siempre la puerta del despacho cerrada.

    ResponderEliminar
  13. Divertidas fotos! jaja, los gatos siempre dan bastante juego por casas y jardines.

    Parece que a tu gatas les gusta el calorcito de la torre del ordenador i de las lamparas!

    p.d: buen blog!

    ResponderEliminar
  14. Genial,yo sólo tengo una "Mini"...todavía no se ha caido por la ventana,es muy joven, por suerte vivo en un 2º y por el otro lado una terraza con tejadillo y toldo...ya tengo avisada a la vecina de abajo para cuando "debute".
    De vez en cuando me pasa el teclado de lado a lado...fdhyukñ´ñ56495

    ResponderEliminar